Series S triunfa en Japón

Series S triunfa en Japón para sorpresa de los más escépticos

Aunque no te lo creas, Microsoft está teniendo éxito en Japón. Concretamente, Series S triunfa en Japón por su diseño y tamaño.

Japón siempre ha sido el feudo de Nintendo y PlayStation. Una región donde Xbox tuvo una presencia muy moderada en la época de Xbox 360, pero estuvo desaparecida en la era de Xbox One. Sin embargo, las cosas están cambiando y parece que Series S triunfa en Japón.

O eso afirma el máximo responsable de Xbox en Asia, Jeremy Hinton, en una entrevista con IGN. El directivo de Microsoft asegura que «Japón es nuestro mercado que más rápidamente crece de todo el mundo«, con un gran tirón de su modelo Xbox Series S más reducido, que triunfa entre los jugadores nipones.

 

«Hemos visto un crecimiento fenomenal en los últimos 12 meses en Japón», afirma Hinton. «Y eso son nuevas personas que se unen a nuestro ecosistema, es gente que se suscribe a Xbox Game Pass, es gente comprando accesorios o juegos para PC«.

Como de costumbre, Xbox piensa siempre en el ecosistema global, con las consolas u ordenadores como punto de entrada hacia los servicios. Y Xbox Game Pass fue precisamente uno de los grandes protagonistas de la conferencia de Xbox del E3 2021, donde recordamos, el servicio se encuentra disponible ahora mismo por un euro los tres primeros meses.

La consola triunfa en la tierra del sol naciente gracias a su tamaño y diseño

De vuelta a Xbox en Japón, Hinton señala que este crecimiento se debe, en gran parte, a la llegada de jugadores japoneses que nunca habían tenido una Xbox antes. Y, también, a otros que tuvieron una Xbox 360, pero no compraron una Xbox One, y dan el salto directamente a la nueva generación.

«Vemos indicadores muy sólidos de que estamos alcanzando a nuevos usuarios. La demanda ciertamente es mayor, vemos que nuestro stock se agota en minutos«. Curiosamente, y a diferencia de Occidente, Xbox Series S es el modelo más popular de consola en Japón, frente a su hermana «mayor» Series X.

El directivo cree que su precio reducido es uno de los motivos, aunque también apunta una razón mucho más interesante para su éxito: su tamaño más pequeño.

«Ciertamente, he visto a muchas de las personas que comparten la compra de sus consolas en Twitter, hablando de lo mona, pequeña y atractiva que es [Series S] para la gente. Así que, definitivamente, estamos viendo una demanda mayor por ello«. Todo esto no solo implica más usuarios para Xbox, también supone atraer a más desarrolladores japoneses a su plataforma.

«Tenemos más contenido desarrollado por japoneses en nuestro ecosistema que jamás hayamos tenido en otro momento de nuestra historia«.